Estado del arte: qué es y cómo hacerlo - TFG Online

Te enseñamos qué es y cómo hacer el estado del arte

estado del arte

Qué es el estado del arte en el TFG-TFM y cómo hacerlo

Si tienes que elaborar el estado del arte de tu TFG o TFM, en este artículo te explicamos de qué se trata y cómo hacerlo. Además, te recomendamos seguir algunas fases intrínsecas a este proceso para que no te pierdas de nada.

¡Sigue leyendo y toma nota de cada detalle!

¿Qué es el estado del arte?

Seguramente te encuentras en esta etapa tan importante de tus estudios universitarios que consiste en escribir tu proyecto, TFG o TFM. Sabemos que no se trata de una tarea sencilla, pues lleva su tiempo y dedicación.

En general, la práctica investigativa supone una serie de etapas que deberás afrontar para alcanzar un producto final de calidad y acceder, por fin, a tu titulación anhelada.

El estado del arte es una de ellas. Entonces, se trata de un proceso de investigación en el cual deberás dar cuenta que conoces el estado del conocimiento científico producido hasta el momento. ¿De todo? ¡Claro que no!

Para encarar el estado del arte o también llamado estado de la cuestión, es necesario que ya tengas definido un tema de interés. De este modo, el universo de información se recorta. Mejor aún si ya has podido delimitar la problemática específica sobre la que versará tu estudio.

Cuando hayas podido avanzar en estas dos etapas, te será más sencillo encarar el estado del arte. Eso se debe a que la revisión que efectuarás consiste en la búsqueda de artículos especializados y bibliografía actualizada sobre el objeto de estudio particular.

¿Cuál es la función del estado del arte en una investigación?

El estado del arte es una etapa clave en el proceso de investigación. A partir de ella, considerarás aspectos que antes no habías tenido en cuenta y descartar otros que quizás estén suficientemente estudiados.

En consecuencia, sobre esta búsqueda podrás estar al día en relación con lo que se conoce sobre un problema determinado. Al mismo tiempo, te permitirá dilucidar diferentes enfoques y su abordaje desde diferentes áreas.

Por lo tanto, se constituirá como la base de tu proceso; y, en función de ella, establecerás hacia dónde dirigir tu trabajo. De igual modo, será posible entonces plantear objetivos e hipótesis provisorias para responder a los interrogantes formulados.

Al mismo tiempo, es preciso señalar que a medida que vayas efectuando las lecturas correspondientes, tu problemática puede acotarse o reformularse. Muchas veces, al inicio tenemos una idea más general sobre un tema y el estado del arte justamente viene a cumplir una función fundamental. Esto es, identificar aquellas zonas todavía inexploradas y sobre las que podrás realizar un aporte concreto.

Por esto, no te preocupes si tienes que volver atrás en relación con tu tema o problema. De hecho, suele ser necesario hacerlo. Con los avances en tu revisión de antecedentes resulta más claro desde dónde posicionarse para generar conocimiento novedoso. Y esto implicará, claro, reformular aspectos que no se conocían de antemano.

estado del arte

¿Cómo elaborar el estado del arte?

Pues bien: ya conoces de qué se trata el estado de la cuestión y que función cumple en un trabajo de investigación. A medida que avances en esta etapa, habrás detectado cuáles son los antecedentes relevantes que utilizarás para fundamentar por qué es importante realizar tu investigación. Pero, además, te permitirá tener un repertorio bibliográfico que suponen los cimientos del proceso.

Pero te estarás preguntando cómo hacerlo. Cabe aclarar que supone una de las actividades que más tiempo de atención, lectura y análisis requiere. Así que veamos cómo puedes afrontarlo y cuáles son las claves para una elaboración correcta.

Lo primero que necesitas saber al respecto es que deberás realizar una búsqueda exhaustiva y pormenorizada de lo que se ha escrito sobre el tema que elegiste. Es importante considerar las investigaciones de otros especialistas de la disciplina, no sólo para proteger el derecho a la propiedad intelectual, sino para que puedas redefinir la temática. 

Probablemente te encuentres con análisis similares o perspectivas que deseabas incorporar. Pero no te desanimes, ya que la finalidad es que, en base a lo que se conoce, puedas elaborar una propuesta propia y novedosa. Estas investigaciones anteriores se constituirán como los cimientos sobre los que construirás tus aportes específicos. 

Fases que integran un estado de la cuestión

Profundicemos un poco más en algunas estrategias que puedes emplear para llevar adelante el estado del arte de modo adecuado e incluyendo todos sus elementos.

Hay que recordar que el estado del arte es, también, una metodología de investigación. En este sentido, aunque existen diversas formas de hacerlo, pueden identificarse elementos comunes. Los sintetizamos a continuación en base a la propuesta de Vélez y Calvo (1992, en Molina Montoya, 2005):

1. Contextualización

Deben tenerse en cuenta aspectos tales como el planteamiento del problema y sus límites, el material documental que utilizaremos y establecer criterios para su contextualización.

2. Clasificación

La etapa de clasificación representa la determinación de parámetros que seguiremos para sistematizar la información que obtengamos y qué tipo de documentos vamos a estudiar.

Además, hay que tener en cuenta los aspectos cronológicos, los objetivos planteados en los estudios, las disciplinas que enmarcan esos trabajos, líneas de investigación, su nivel conclusivo y alcance. Toda esta información se clasificará según el tipo de datos que analicemos.

3. Categorización

Este momento se orienta a la jerarquización y generación de clases para tratar la información obtenida. Esta fase de trabajo implica la recuperabilidad de los datos existentes y la facilitación del estudio en relación con el fenómeno que nos interesa.

La categorización puede realizarse dentro de dos categorías: internas y externas. Las de tipo interna “se derivan directamente del estudio de las temáticas, metodologías, hallazgos, teorías, estudios prospectivos o retrospectivos” (Molina Montoya, 2015, p. 75).

En cambio, las externas son las que “a través de la conexión entre temáticas investigativas permiten determinar el tipo de contribución socio-cultural que ofrece el estado del arte al área de la investigación en la que se desarrolla” (Molina Montoya, 2015, p. 75).

4. Análisis

Sería ideal incluir esta cuarta fase, ya que se asocia al estado del arte de manera estructural, entendiendo el análisis como sinónimo de investigación. Se tratará, entonces, de discernir cuál es la esencia de la creación de conocimiento dentro de un área o sobre un problema, identificar cuáles son las perspectivas y las tendencias de investigación recurrentes, etc. 

Esta exposición y organización en las que se basa el estado del arte te permitirán un trabajo estructurado y una búsqueda a fondo. 

Es fundamental que sepas de antemano que todo este proceso de lectura y análisis requiere de tiempo suficiente para que puedas entender y procesar tanta información.

Dale importancia a esta etapa de tu trabajo, definiendo un periodo para esta actividad. Es recomendable que hagas una primera selección de documentos escritos, registres su extensión; y, en función de esta, planifiques tu cronograma de actividades personalizado y a medida. 

estado del arte

Te ayudamos con tu TFG o TFM

Si necesitas asesoramiento para cualquier etapa de tu TFG o TFM, contáctanos. ¡Nos encantará contribuir en lo que precises!

TFG Online es la academia con más años de experiencia en brindar ayuda integral en el ámbito académico. Trabajamos con un equipo de profesionales que ofrecen cobertura en todas las áreas del conocimiento. Además, somos expertos en investigación, edición y redacción académica.

También ofrecemos servicio de detección de plagio. De este modo, nos aseguramos de que tu texto no posea coincidencias con otras fuentes. ¡Y que estén correctamente citadas!

Por último, nos adaptamos a las normas de estilo que exija tu universidad o institución. Así te garantizamos calidad, originalidad y confiabilidad en tus trabajos. Nuestro servicio es 100% confidencial. 

Solicita tu presupuesto gratis y personalizado

Si deseas conocer más sobre nuestros servicios profesionales orientados al TFG o TFM, rellena el formulario con los datos requeridos. Luego, un asesor académico te contactará para ofrecerte un presupuesto gratuito y a la medida de tus necesidades concretas.

Referencias bibliográficas

Molina Montoya, N. P. (2005, julio-diciembre). ¿Qué es el estado del arte? Ciencia y Tecnología para la salud Visual y Ocular 5.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad
Abrir chat
¿Tienes alguna duda o consulta?
Hola, ¿En qué podemos ayudarte?